PUERTAS PINTADAS QUE TE DEJARAN SIN HABLA

Si estás cansado del color de tus puertas y quieres darle un giro a la decoración de tu casa sin gastar un montón de dinero, no existe nada más fácil que cambiar el look dándo un poco de color de a tus puertas. En HomingSoon te mostramos estas 10 ideas para que te inspires y le des un portazo a la monotonía de casa!!

 

Apertura al color 

No tenemos por qué elegir el mismo color en todas las estancias, disfruta de una tonalidad en cada espacio y ábrele la puerta al color!

 

Vitalidad

Atreveté con un color tan vivo y extravagante como el amarillo canario. Verás que combinado con paredes neutras, bien sean claras u oscuras, creará una atmósfera muy alegre, atrevida y original.

El amarillo es tendencia, súbete al carro y se parte de ella Llena de vida tu casa con una puerta de color amarillo.

 

Mimetizada en las buganvilias 

Si tienes la suerte de contar con una entrada como esta, combina el color de tu flor favorita con el de tu puerta de entrada y consigue un efecto llamativo parecido a este. Te aseguramos que no pasará desapercibida. 

 

Desgastado

Aporta un toque rústico y vintage a tu casa, reutilizando puertas antiguas y desgastadas. Es una idea muy original y económica que otorgará tu casa de mucha personalidad. 

 

Multicolor

 

¿Te atreves con un ambiente multicolor? Déjate llevar y atrévete a pintar puertas y paredes de colores vibrantes y divertidos.  Ya verás que con un poquito de pintura, puedes reavivar cualquier espacio

 

Camuflaje

Existen puertas que a menudo “estorban” en el lugar que se encuentran. Si tienes una de estas en casa, puedes camuflarla para que se integre mejor en cualquier espacio. Es una excelente opción para convertir la estancia a la que conduce en un rincón secreto y muy privado!!

Utiliza un papel pintado muy estampado para que tu puerta quede completamente integrada en la pared y cuando esté cerrada pase desapercibida.

¿Quieres hacer desaparecer una puerta manteniendo el estilo clásico de tu casa? Si es así, la opción de utilizar boiserie y molduras que no distingan entre paredes y puertas, será tu mejor solución.

 

A media tinta

Un resultado sobrio, pero bastante moderno y original. Combina dos colores y dale un aspecto único.

 

Pintadas pero discretas

Si quieres aportar color a tu casa de una manera más contenida, puedes utilizar colores pasteles o claros para que a pesar del color, tu casa siga siendo discreta.

Existe toda una gama de tonalidades oscuras y neutras que le darán otra oportunidad a esa puerta aburrida que tienes en casa. Para tonos oscuros, elige una pintura mate que no refleje la luz.

 

Invisible

Existen espacios donde la ubicación de una puerta resulta un problema o simplemente donde queremos que una puerta concreta pase lo más desapercibida posible. Panela toda la pared/puerta con tiras verticales que pueden ser de madera o cualquier otro material para conseguir un efecto muy decorativo y de tendencia para las casas más modernas. Ojo con el detalle: mejor si la puerta llega hasta el techo! 


 

Si queréis compartir las imágenes de vuestras puertas pintadas en redes, no olvides compartirla con nosotros usando nuestro #homingsoon

post a comment
X